14 oct. 2013

Obra civil (II) - Pavimentos

En esta nueva entrada de la serie sobre la obra civil en parques y jardines, vamos a hablar sobre los pavimentos.

La capa de rodadura o de paseo puede ejecutarse con muchos tipos de materiales.


Son los más comunes y socorridos por el precio, aunque nada desdeñables.
Los más destacados son:
    • Arena de río y miga al 50%
    • Jabre granítico
    • Arrocillo calizo
    • Polvo de cantera
    • Polvo de ladrillo
    • Escorias de carbón
    • Picón volcánico
En todos los casos se logrará la mejor estabilización posible y el sellado, que consiste en recebar con finos los huecos dejados por los áridos más gruesos que ocuparán las capas inferiores. La capa deberá tener un espesor comprendido entre 7 y 12 cm, dependiendo del material.
Recientemente se están empleando terrizos estabilizados con ligantes incoloros que otorgan un aspecto más "natural" al pavimento frente a anteriores soluciones como los asfaltos.


Diferentes pavimentos, formatos y texturas
Las losas de piedra son los mejores pavimentos, en todos los aspectos. Puede jugarse con el tipo de piedra, textura, color, dimensión y despiece lográndose muy buenos resultados, tanto estéticos como prácticos.
Los materiales más destacados son:
    • Granito
    • Arenisca
    • Caliza
    • Pizarra
    • Dolomía
Entre los acabados podemos destacar:
    • Corte de cantera
    • Corte de sierra
    • Abujardado
    • Apomazado
    • Pulido
Éstos dos últimos sólo para interiores o casos excepcionales como cenefas.
Existen multitud de formas, dimensiones y acabados. Las más convenientes son las de terminación con árido lavado pues aportan una mayor belleza y duración. En cuanto a la disposición, despiece y colocación en obra son similares a las de piedra.
Su dimensión suele ser inferior a 60 cm y la forma más común es la cuadrada. El espesor puede estar comprendido entre 3 y 5 cm.
Los acabados más habituales son:
    • Con materiales pétreos, tipo terrazo
    • Con mortero coloreado, liso o con relieve
Los acabados lisos, al menos que sean antideslizantes, no son recomendables pues resultan resbaladizos.
Estas piezas se colocan siempre sobre mortero de cemento.
Se emplean baldosas de gres antideslizante como pavimentos de exterior. Aportan una gran calidad al diseño y son muy duraderas. Su colocación es similar a las hidráulicas. También se emplean como pavimentos cerámicos los ladrillos de tejar colocados de canto o de plano y mecánicos a sardinel. Requieren ser tomados con mortero de cemento dada su pequeña dimensión.
Existen de diversos materiales tanto naturales como prefabricados:
    • Granito
    • Caliza
    • Basalto
    • Dolomía
    • Prefab. hormigón
    • Prefab. cerámico de arcilla o gres
Los de piedra suelen tener una dimensión de 20x10x10 cm y se colocan sobre mortero semi-seco, si son más pequeños pueden necesitar mortero de agarre, sobre todo los serrados de poco espesor, muy empleados últimamente.
Los prefabricados de hormigón existen en espesores de 6 y 8 cm, éstos últimos pueden colocarse sobre cama de arena.
Los de gres y cerámica suelen tener 5 cm de espesor y se sientan sobre mortero de cemento.
La colocación de los adoquines puede ser diversa, a mata-junta con la hilada normal a la dirección del camino, en espiga, en mosaico...
Se utiliza bastante la solera de hormigón de unos 15 cm de espesor, armada con mallazo, impresa superficialmente. El hormigón, una vez vertido y rasanteado se endurece y colorea superficialmente y después se imprime aplicándole una resina de sellado. Se consiguen muchos tipos de texturas y colores y es un pavimento muy interesante en jardinería.
Las principales formas que se usan son:
    • Traviesas
    • Tablas
    • Rodajas
    • Cachas
    • Tacos
Todas ellas son piezas de madera muy adecuadas para formar pavimentos. Su colocación puede ser muy diversa y se suelen colocar sobre camas de arena o mejor de grava pues mantiene seco el material.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...